¿Cómo destacar en una entrevista de trabajo si eres introvertido?

timidez-ok

Una de las cualidades más relevantes de una persona introvertida es que tiende a reaccionar a situaciones nuevas analizando y procesando con mucho cuidado toda la información que recibe en su cerebro. Percatándose de no equivocarse al momento de dar una respuesta, pues para ellos es muy importante mostrar que son muy inteligentes y tienen un pensamiento bastante estructurado.

Lo que significa que los introvertidos son bastante  reflexivos y no les gusta actuar a la ligera. Aspecto que los puede afectar un poco al momento de realizar una entre vista laboral. Esto teniendo en cuenta que los entrevistadores tienen muy presente la impresión que el aspirante deja en este primer encuentro.

Sin embargo, el hecho de ser introvertido no es necesariamente un obstáculo para que dejes de destacar en una entrevista de trabajo. Lo que necesitas para sobresalir es adaptar tu enfoque para hacer un mejor uso de tus capacidades y rasgos característicos que te hacen único. Igualmente, es necesario que tomes las medidas pertinentes para demostrar que estás preparado para ejercer dicho empleo.

Así que si consideras que este es realmente tu caso, te invitamos a leer los siguientes consejos. Los cuales te serán de gran ayuda para que logres destacarte en una entrevista de trabajo, sin importar cuán introvertido seas.

Tomate el tiempo suficiente para prepararte para tu entrevista

Para empezar, intenta prepararte tanto física como mentalmente para sobresalir lo más que puedas este día. Si lo consideras necesario, pide permiso en tu trabajo o deja algo que tengas que hacer para después para que puedas tomarte un día antes de tu entrevista laboral.

De este modo, tendrás la posibilidad utilizar este tiempo libre buscando toda la información valiosa que puedas necesitar para tu entrevista y al mismo tiempo para prepararte de manera adecuada para posibles preguntas. Si lo prefieres, haz una lista de preguntas luego empieza a responderlas, en caso de que no se sepas alguna, investiga cuál puede ser una respuesta apropiada para dicho caso.

De igual manera, es muy importante que mantengas la calma y seas muy optimista. Ten presente que una buena actitud siempre impresiona y te puede dar muchos puntos positivos para este momento. Igualmente, si tienes la posibilidad haz algunas actividades de meditación para que puedas tranquilizarte y hacer tu entrevista de la mejor forma posible.

Por otra parte, el día de tu entrevista asegurate de levantarte muy temprano y desayunar muy bien. Igualmente, procura tener a mano la dirección de la empresa donde te vas a presentar y asegurate recordar perfectamente la ruta para llegar al lugar. En caso de no conocer muy bien el área donde se encuentra ubicada la compañía, utiliza un mapa para guiarte o pregúntale a alguien que te ayude a llegar. Así podrás llegar a tiempo y estarás mucho más tranquilo para presentar tu entrevista.

Evita pensar únicamente en el trabajo, ten en cuenta las relaciones humanas

Para empezar, al llegar a la empresa saluda a todos los que estén allí, luego confirma en la recepción que estás allí para realizar la entrevista  de trabajo. Igualmente, mientras esperas tu torno para dar la entrevista, intenta percibir un poco la energía del lugar. Mira cómo son las relaciones entre los empleados, el ambiente laboral, la actitud de las personas, entre otros.

Por otro lado, tomate el tiempo suficiente para hacer contacto visual con los trabajadores y si tienes la posibilidad rompe el hielo, entablando una conversación con uno de ellos. Puedes mencionarle algo que admiras o que te gusta mucho de la compañía, de algún viaje que hayas realizado, de tu experiencia, hacerle alguna pregunta sobre el trabajo al que quieres aplicar, etc.

De este modo, tendrás una idea mucho más clara de lo que significaría trabajar en ese lugar y de cómo te sentirías tú al ir allí todos los días. Así mismo, al empezar la entrevista, asegurate de analizar muy bien la persona que te está haciendo las preguntas, para que te hagas una idea más amplia de cómo son más o menos los empleados que laboran allí.

Del mismo modo, no olvides demostrarle al entrevistador que te sientes muy cómodo y que no tienes ninguna dificultad para responder todas las preguntas que te haga. Recuerda que responder las preguntas que te hagan con seguridad, te permitirá obtener varios puntos positivos y de esta manera podrás tener más posibilidades de que te acepten en dicha empresa.

Intenta hacerle saber al entrevistador todas tus cualidades

En caso de que te el entrevistador te pida que te describas ti mismo, contarás con la oportunidad perfecta para mencionarle al entrevistador todas tus cualidades. Así que dile que eres bastante reflexivo, solidario, comprometido, considerado y sobre todo muy responsable con tus deberes. En caso de que no lo haga, evita esconder tus cualidades, y más bien aprovecha alguna de las preguntas que te haga para mencionarlas.

Del mismo modo, si esta persona te pregunta sobre tu experiencia laboral, además de mencionar tus empleos más importantes, no olvides darle a conocer un poco sobre todos los logros que has tenido en los últimos empleos que has tenido la oportunidad de ejercer.

Sin embargo, evita presumir de tus logros porque eso puede bajarte un poco la posibilidades de obtener el empleo, es mucho mejor que te muestres humilde y que hables de tus logros como una oportunidad que has tenido para aprender. Dejando muy claro que no te las sabes todas y que estás en proceso de aprendizaje.

Para terminar, busca la oportunidad perfecta para mencionarle al entrevistador cómo tus cualidades y los logros que has tenido durante tu carrera profesional, pueden contribuir de manera positiva a los procesos que se llevan a cabo en la empresa.

Lo anterior, además de ayudarte a poner tus logros en contexto, te permitirá demostrarle a la persona que te haga la entrevista que te realmente importa el crecimiento y progreso de la compañía y que valorarías mucho el hecho de que te den la oportunidad de trabajar en ese lugar.

 

Deja un comentario